Happy Days

 

Nos gusta el sol, el verano, la playa y el relax. Nos gusta perdernos sin destino, a la vez, que controlar nuestro destino. Nos gustan los lugares únicos, originales y por descubrir. Acabamos en lugares típicos, llenos de tópicos y masificados. El verano es un momento extraño. Se llena de esperanzas de tranquilidad, libertad y “no time”, a veces lo conseguimos, y otras, se convierte es una autentica odisea por conseguir ese momento de paz, desconexión y relax, tan ansiado durante el resto del año.

Happy days no es el verano de nuestras vidas. Happy days es esa intranquilidad que a veces provoca el verano.